Vino de la tierra de Castilla y León:

Vino de la tierra de Castilla y LeónLEDA elabora vinos de la tierra de Castilla y León. Los viñedos de LEDA se encuentran dispersos en dos de las regiones con más historia y tradición de la Península Ibérica, D.O. Toro y D.O. Ribera del Duero. Debido a esta singularidad, el etiquetado de los vinos de la bodega queda fuera de cualquier denominación de origen. Desde LEDA, se trabaja mano a mano con una decena de viticultores en el cuidado, elaboración y control de los viñedos, para obtener la mejor materia prima respetando el medio ambiente.

LEDA es una bodega multi-terroir única gracias a la diversidad de sus suelos. Los viñedos de LEDA se encuentran en unas cotas de altitud media de entre 650 y 800 metros sobre el nivel del mar. Generalmente, en laderas y zonas inclinadas, por encima de la campiña y las terrazas que colindan con el río Duero.

La calidad del producto y el respeto al medio ambiente son la base de nuestros principios”

La tierra en las parcelas de Toro está formada por suelos rojizos, arenosos y poblados de cantos rodados. Unos suelos calientes que facilitan el adelanto de la maduración de la uva. Por el contrario, en la zona de Ribera del Duero, la tierra es más abundante en arcilla y calcita, dando lugar a unos suelos alcalinos, de estructura pobre y densa, propicios para provocar la tensión y el estrés necesarios que la vid necesita para dar los mejores frutos.

En bodegas LEDA apostamos por la elaboración de vinos naturales utilizando métodos agrícolas y de elaboración del vino tradicionales, respetuosos con el medio ambiente y beneficiosos para la salud. Evitamos realizar cualquier tipo de intervención artificial, ya sea en el campo o en la bodega, pues creemos que sólo así se pueden obtener vinos de calidad.

Sobre la uva Tempranillo